30 diciembre 2010

ARMANDO BLANCO EL CARA AL SOL Y LOS APARATOS

El pleno de este pasado miércoles en Teo abrirá un debate sobre donde están los límites del enfrentamiento entre políticos pero este artículo no trata de las diferencias, por el contrario me gustaría hablar de algo en lo que todos deberíamos estar de acuerdo sobre todo con unas municipales a las puertas.
Durante muchos años he asistido a plenos en la comarca, la actitud de muchos políticos mostraba a las claras que la transición no había llegado a su mente. Poco a poco las corporaciones han cambiado pero siguen existiendo ciertos personajes que tienen definitivamente que irse, como mínimo, a sus casas. Armando Blanco es uno de ellos, lo he visto en muchas ocasiones ejercer de dictadorcillo cuando era alcalde y ahora que está en la oposición sigue tratando a los que no piensan como él con una zafiedad imposible de describir con palabras. Para mí está claro que el partido popular si de verdad quiere mostrar a sus votantes, y a los que no lo son, que ha cambiado tendría que hacer algo con espectáculos como el dado este miércoles en Teo por el todavía portavoz en el ayuntamiento; tendría que hacer algo sobre todo porque Armando sigue paseándose por las reuniones del partido dejando a los asistentes sin saber dónde meterse; así sucedió en el encuentro que hace unas semanas tenían en el Palexco de Coruña los candidatos del PP y entre los que apareció sonriente el señor Blanco dejando más que parados a los que allí estaban.
Pongo a continuación las dos primeras intervenciones del señor Blanco en el pleno del miércoles, sugiero que las escuchéis hasta el final y que opinéis si os encontráis con fuerzas; al final tendrán que poner controles de alcoholemia en las entradas de los plenos... fumar no podrán pero del resto.